¿Cuál es el milagro de la medicina moderna?

La medicina moderna parecía estar a punto de eliminar las enfermedades de todo tipo y elevar la media de esperanza de vida de las nuevas generaciones. Consistía en un modelo sanitario basado en microbios, llamados gérmenes, como responsables y culpables de la mayoría de enfermedades. Se pueden matar o fortalecer las defensas para protegerse de ellos.

Tener un ejército de anticuerpos para eliminarlos significará vivir libre de problemas de salud. Pero, conforme salían antídotos que nos libraban de problemas de algunas infecciones y virus famosos que mataron a miles de personas; poco a poco llegaron otros nuevos que atacaron de manera constante algunas poblaciones.

 

Muchos profesionales sanitarios tratan a un paciente de forma individual. Cada persona es diferente, pero la medicina académica, trata el problema con un fármaco, es decir, sin poner nombre a la enfermedad, te recetan unos fármacos y luego pregunto. Este hecho no quita el mérito de los grandes médicos que mejoran la salud de las personas estando dentro del sistema sanitario regularizado.

La medicina convencional es necesaria y muy efectiva para resolver algunos problemas. Son auténticos maestros a la hora de actuar en situaciones urgentes como las operaciones quirúrgicas, los trasplantes, los nacimientos  y otras especialidades. Esto nadie debe dudarlo.

F201202201507122621913239
Nacimiento
Intervenciones-quirurgicas-peligrosas2
Intervención quirúrgica

Resulta curioso que se prefiera fabricar nuevos fármacos que generan miles de millones en beneficio para las grandes compañías, cuando se podrían solucionar los problemas de otras formas. Son muchos los tóxicos que nos rodean, que consumimos a diario. Si se eliminasen, también desaparecerían muchas enfermedades. Significaría eliminar la raíz del problema. 

Que el resultado de esta “medicina moderna milagrosa” sea más enfermedades y más cáncer, resulta algo contradictorio. ¿No lo creéis? Los grandes avances médicos dejan ciertas dudas. Se está “invirtiendo” en el mantenimiento de la enfermedad, no en bloquear y corregir los defectos que se producen en nuestro cuerpo…

Cuando un premio nobel habla con claridad, es necesario escucharlo. Esto fue lo que dijo Richard J. Roberts sobre la situación de la medicina actual:

“La industria de la salud se rige por los valores y principios del capitalismo. Las inversiones son desviadas hacia el descubrimiento de medicinas que no curan del todo, sino que cronifican la enfermedad”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s